Usted está aquí: Inicio / 2017 / Mayo / La Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos distinguió a Gabriel Rabinovich y Gabriela González

La Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos distinguió a Gabriel Rabinovich y Gabriela González

Ambos se formaron en la Universidad Nacional de Córdoba. La física recibió el premio "NAS 2017 para el descubrimiento científico", mientras que Rabinovich fue incorporado a esa entidad del país del norte. [02.05.2017]

Acciones de Documento

En el último fin de semana de abril, la Academia Nacional de Ciencias de EEUU (NAS, por sus siglas en inglés), una de las instituciones científicas más prestigiosas y exclusivas del mundo, reconoció la labor de dos investigadores formados en la UNC: Gabriela González, cuya figura cobró relevancia mundial al encabezar el proyecto que identificó por primera vez las ondas gravitacionales, y Gabriel Rabinovich, por su trayectoria y aportes en las investigaciones sobre cáncer e inmunología.

Con su incorporación a la NAS, Rabinovich se convirtió en uno de los académicos más jóvenes, con solo 48 años. Es el séptimo miembro de nuestro país. Antes fueron nombrados miembros Armando Parodi, del Instituto Leloir; Francisco de la Cruz, del Centro Atómico Bariloche; Alberto Frasch, biólogo de la Universidad de San Martín; el geólogo Víctor Ramos, de la UBA, y el biólogo molecular Alberto Kornblihtt. La lista la completa la ecóloga Sandra Díaz, de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC).

Actualmente, Rabinovich encabeza el Instituto de Biología y Medicina Experimental (Ibyme), dependiente del Conicet y la UBA. Antes, cursó sus estudios de grado y posgrado en la Facultad de Ciencias Químicas de la UNC.

Por su parte, Gabriela González, egresada de la Facultad de Matemática, Astronomía, Física y Computación (Famafyc) de la UNC, recibió  junto a Peter R. Saulson y David H. Reitze– el premio "NAS 2017 para el descubrimiento científico", por las observaciones de las ondas gravitacionales (ondulaciones del espacio- tiempo) generadas por la colisión de dos agujeros negros.

La comprobación empírica de la existencia y propiedades de las ondulaciones certificó una de las hipótesis formuladas por Albert Einstein un siglo atrás en su Teoría General de la Relatividad, y constituyó un gran avance para el conocimiento de la estructura del universo. 

Cabe aclarar que este proyecto, enmarcado en el Laboratorio de Ondas Gravitacionales del Interferómetro Láser (LIGO), involucró a cientos de investigadores e instituciones de todo el mundo.

Gabriela González es también profesora de Física y Astronomía de la Universidad de Luisiana (Estados Unidos).

archivado en: